Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon

La Serie de Estrellas de Japón tendrá la mayor representación latina de su historia

En las próximas horas dará inicio en Japón la 12ma edición de la Serie de Estrellas entre las Mayores y la Liga Japonesa de Béisbol Profesional (NPB por sus siglas en inglés). 

Este singular enfrentamiento de estrellas de la MLB y la NPB tuvo su estreno en 1986 y tres estadios del país asiático sirvieron de sede: el Tokyo Dome, el Fukuoka Dome y el Osaka Dome. Entonces, los representantes de la Gran Carpa vencieron en seis partidos, fueron derrotados en uno y el dominicano Tony Peña fue seleccionado como el Jugador Más Valioso.

La serie se celebró cada dos años entre 1986 y 2006 (interrumpida en 1994 por la huelga general de peloteros) y luego de un receso de ocho años, se reanudó en el 2014 con la diferencia de que en esa edición el entonces Comisionado de la NPB, Katsuhiko Kumazaki decidió presentar al equipo nacional Japan Samurai en lugar de una selección de estrellas, viéndola como una excelente oportunidad de fogueo en pos de la preparación para el Clásico Mundial de Béisbol del 2017. 

Digno de mencionar fue el juego sin hits ni carreras (4-0) que los asiáticos les propinaron a las estrellas de las Mayores en el tercer partido, para poner el duelo 3-0 a su favor. Sin embargo, los muchachos guiados por el entonces manager de los Medias Rojas, John Farrell, lograron sobreponerse y ganar los restantes dos encuentros. Fue apenas la segunda ocasión que los japoneses lograron llevarse la serie. (La anterior fue en 1990, 4 juegos a 3). 


Este año, la serie tendrá un par de juegos de exhibición a partir de este miércoles 7 de noviembre (hora de Japón) y el viernes 9 se disputará el primer encuentro al mejor de 6. Curioso resulta el hecho que es la ocasión con mayor presencia latina en la historia de estos enfrentamientos, con un total de 13 representantes de cinco países.

Los lanzadores Junior Guerra (MIL-Venezuela), Vidal Nuño (TB-México), Yusmeiro Petit (OAK-Venezuela), Erasmo Ramírez (SEA-Nicaragua) y Héctor Velázquez (BOS-México); los receptores Yadier Molina (STL-Puerto Rico) y Robinson Chirinos (TEX-Venezuela); los jugadores de cuadro Carlos Santana (PHI-Rep. Dominicana), Eugenio Suárez (CIN-Venezuela) y Amed Rosario (NYM-Rep. Dominicana); así como los jardineros Ronald Acuña Jr. (ATL-Venezuela), Enrique Hernández (LAD-Puerto Rico) y Juan Soto (WSH-Rep. Dominicana) son el vivo ejemplo de que el talento latino en el mejor béisbol del mundo es un hecho. 

Sin dudas, esta será una excelente oportunidad de ver béisbol de máximo nivel entre las dos ligas profesionales más fuertes del planeta. Al final, la temporada muerta de las Mayores no lo es tanto, ¿verdad?