Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Cora a afrontar variados temas con Hanley, la receptoría y Devers como manager de Boston

13 de diciembre de 2017

LAKE BUENA VISTA, Florida - El nuevo manager de los Medias Rojas, el boricua Alex Cora, tendrá algunas decisiones interesantes que tomar al momento de armar sus alineaciones la próxima temporada. Entre ellas estará cuánto turnos al bate darle al Hanley Ramírez, lo cual determinaría si el dominicano regresará o

LAKE BUENA VISTA, Florida - El nuevo manager de los Medias Rojas, el boricua Alex Cora, tendrá algunas decisiones interesantes que tomar al momento de armar sus alineaciones la próxima temporada. Entre ellas estará cuánto turnos al bate darle al Hanley Ramírez, lo cual determinaría si el dominicano regresará o no con el club para el 2019.
El contrato de cuatro años y US$88 millones que firmó Ramírez con Boston previo a la campaña del 2015 incluye una opción para el 2019 que se activará si el quisqueyano suma 1,050 visitas al plato entre el 2017 y el 2018. Este año, Ramírez tuvo 553 en 133 juegos.
Debido a lesiones en ambos hombros - incluso fue operado Ramírez del hombro izquierdo en octubre - el oriundo de Samaná fungió principalmente como bateador designado este año, luego de ser el primera base principal de Boston en el 2016. Las lesiones también afectaron el rendimiento ofensivo de Ramírez, quien bateó .242 con 23 jonrones y 62 remolcadas en el 2017 luego de registrar promedio de .286 con 30 bambinazos y 111 carreras producidas la temporada anterior.
"Todos estamos conscientes de su situación", dijo Cora al respecto. "Mi última impresión de [Ramírez] fueron turnos muy buenos en octubre y que estaba motivado. Estamos hablando de un muchacho que, cuando está sano y motivado, puede ser peligroso. He estado en contacto con él, hemos estado hablando al respecto y estoy ansioso por ver sus turnos al bate".

Cora, quien fue el coach de la banca de Houston la temporada pasada, espera contar con el Ramírez que bateó .571 contra los Astros en la Serie Divisional de la Liga Americana este año.
"Esa línea que le conectó [al relevista Chris Devenski] en el Juego [3], ése fue el Hanley de antaño. Se mantuvo por el medio del terreno y no trató de hacer demasiado. En un momento apremiante en el que uno suponía que estaba tratando de conectar un Grand Slam, se mantuvo por el medio con la cuenta en 3-1 y conectó un balazo.
"Queremos ver a ese muchacho otra vez. Lo vimos en Miami. Lo vimos con los Dodgers. Hemos visto algunos destellos en Boston, así que creo que le irá bien y su rendimiento es lo que me haría colocarlo en la parte gruesa de nuestro lineup".
Dilema "bueno" en la receptoría
Cora también hereda una situación poco convencional en la receptoría. En el 2017, el predecesor de Cora, John Farrell, optó por dividir el tiempo de juego detrás del plato entre el boricua Christian Vázquez y el venezolano Sandy León. Vázquez fue el cátcher titular de los Medias Rojas en 85 juegos en el 2017 y León en 77.
Tanto a Vázquez como a León se le conoce por sus destrezas defensivas, sobre todo a la hora de atrapar a los corredores en las bases. El puertorriqueño se destacó más a la ofensiva en el 2017 al finalizar con promedio de .290, cinco jonrones y 32 impulsadas.
Aunque el gerente general de Boston, Dave Dombrowski, ha expresado que su preferencia es tener a un solo receptor principal, Cora indicó que tiene la mente abierta al respecto.
"Estoy dispuesto a armar el mejor lineup a diario", dijo Cora. "Lo vi en los playoffs con Sandy y Christian. Creo que Sandy participó en el Juego 1 [de la SDLA] y tuvo un gran partido. Christian disputó el Juego 2 y tuvo un gran partido. Y entonces tuvieron que tomar una decisión.
"Estamos en buenas manos. La defensa es un punto fuerte para ambos, son muy buenos y a diario vamos a poner nuestro mejor lineup sobre el terreno".
Entusiasmado de trabajar con Devers
Cora también está bien entusiasmado ante la oportunidad de trabajar con los jugadores jóvenes de los Medias Rojas, en particular el antesalista dominicano Rafael Devers, quien hizo su debut de Grandes Ligas en julio luego de haber disputado apenas nueve partidos a nivel Triple-A.
"Ahí tenemos a un muchacho que va aportar a la ofensiva y va a sacar la bola del parque", dijo Cora. "Va a tener buenos turnos al bate. Tiene la habilidad para darle a la bola con la punta del bate y eso es llamativo. Da la impresión de que disfruta el juego. En el poco tiempo que lo vi jugar, no estaba intimidado. No estaba intimidado en ese momento".
Devers, de 21 años de edad, se destacó con el bate con el equipo grande - bateó .284 con 10 cuadrangulares y 30 remolcadas en 58 juegos por Boston - pero su defensa en la esquina caliente lució como una obra en progreso, ya que cometió 12 errores.
"Defensivamente, lo vamos a ayudar", dijo Cora con respecto a Devers. "Creo que tiene un buen juego de pie, buenos instintos, buenas reacciones. Viéndolo en video, creo que el problema fue el ritmo del juego. El ritmo del juego en Triple-A, Doble-A no es igual que en Grandes Ligas. Y eso que lo tomó por sorpresa, pero es un jugador bueno.
"Volviendo al SDLA, [el segunda base venezolano de los Astros, José] Altuve sorprendió a todos con un toque de bola contra [Chris Sale en el Juego 3], luego de conectar dos jonrones o lo que sea, y [Devers] salió a buscar la bola e hizo una gran jugada para atraparlo. Dije, 'Wow, ahí hay algo'. Me entusiasma trabajar con él".