Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon

noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Eloy Jiménez empieza a pulir su enorme talento en los Cachorros

LasMayores.com

MIAMI -- Aunque no lo ha demostrado completamente con números abrumadores en liga menor, Eloy Jiménez se ha ganado su estatus de prospecto número 1 de los Cachorros y número 8 de todo el béisbol (según MLBPipeline.com) gracias en gran parte a sus tremendas condiciones físicas, de las famosas "cinco herramientas".

Dichas habilidades se vieron claramente el 19 de junio, cuando en el Festival de Jonrones de la Liga de Carolina (Clase A Avanzada), un batazo de Jiménez voló la cerca y chocó con las luces más allá del jardín izquierdo. Es esa clase de poder que tiene al dominicano en boca de todos cuando se habla de las mejores promesas del béisbol profesional.

MIAMI -- Aunque no lo ha demostrado completamente con números abrumadores en liga menor, Eloy Jiménez se ha ganado su estatus de prospecto número 1 de los Cachorros y número 8 de todo el béisbol (según MLBPipeline.com) gracias en gran parte a sus tremendas condiciones físicas, de las famosas "cinco herramientas".

Dichas habilidades se vieron claramente el 19 de junio, cuando en el Festival de Jonrones de la Liga de Carolina (Clase A Avanzada), un batazo de Jiménez voló la cerca y chocó con las luces más allá del jardín izquierdo. Es esa clase de poder que tiene al dominicano en boca de todos cuando se habla de las mejores promesas del béisbol profesional.

"Fue algo que pasó, pero nunca me di cuenta", expresó Jiménez durante su segunda participación consecutiva en el Juego de las Futuras Estrellas, esta vez en el Marlins Park de Miami. "No estuve pendiente de que si le di o no le di (a las luces). Lo que hice fue que le puse un buen swing y la bola salió. Entonces, yo me di cuenta cuando me enseñaron el video. Como que 'oh, qué bien'.

"Yo no sabía que iba a ser tan increíble, que la gente lo iba a tomar tan en serio".

Los Cachorros siempre han tomado bien en serio el talento de Jiménez, firmado por la franquicia de Chicago hace cuatro años por US$2.8 millones. Ahora Jiménez apenas empieza a rendir de la forma en que la gerencia de Theo Epstein la visualizaba. Después de perderse la primera parte de la presente campaña debido a una lesión en el hombro derecho, el oriundo de Santo Domingo ha bateado .271/.351/.490 (OPS de .841), con ocho jonrones y 32 empujadas en 42 partidos.

"Se le ve el crecimiento y su madurez en el plato, el entender cómo funciona su cuerpo y cómo tiene que mantener ese cuerpo", dijo Alex Suárez, director de escuchas internacionales de los Cachorros. "Se le está viendo convertirse en un pelotero completo, en vez de un talento con muchas herramientas".

Los Cachorros, pese a su inesperado récord de 43-45 para la mitad de la temporada, cuentan con mucho talento a nivel de Grandes Ligas en los jardines. Si Jiménez estuviera en los niveles más altos de liga menor de Chicago, se hablaría de que estaría "bloqueado" y que necesitaría estar en otra organización para recibir la oportunidad de jugar en Grandes Ligas. Sin embargo, apenas en Clase-A Avanzada (con un ascenso seguramente a Doble-A en los próximos meses), hay tiempo todavía.

"Nunca me pasa por la mente eso. Solamente dejo mi fe en Dios", dijo Jiménez sobre la situación de la organización de los Cachorros ahora mismo. "Pase lo que pase, yo hago mi trabajo. Si no lo hago, me van a 'bloquear'. Con el trabajo yo hablo".

El otro lado de la moneda es que con esa marca por debajo de .500, el equipo grande de Chicago podría buscar ayuda vía un cambio para reforzarse. De ser así, los Cachorros tendrían que desprenderse de prospectos de lujo, tal como el año pasado cuando el venezolano Gleyber Torres pasó de los Cubs a los Yankees como parte del paquete de jugadores por el cubano Aroldis Chapman.

No es muy probable que Epstein y los Cachorros canjeen a Jiménez a esta altura. Pero tampoco es imposible.

"No le doy mente a eso, porque eso depende de Chicago, que si me cambian o no me cambian", dijo Jiménez al respecto. "Voy a hacer mi trabajo dondequiera que me lleven. Si me cambian, a hacer el mismo trabajo que estoy haciendo, y ya".

Por el momento, a Jiménez sí le preocupa seguir ascendiendo por los circuitos minoritarios.

"Solamente me falta (agotar) más turnos, más experiencia con varios pitcheos", manifestó. "Seguir creciendo mentalmente y seguir haciendo los ajustes, que es de lo que se trata este juego".

Este artículo no estuvo sujeto a la aprobación de Major League Baseball ni sus equipos.