Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon

noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

La Serie del Subway sigue siendo bien especial para los jugadores y los fans

MLB.com

Aquella noche de octubre del 2000 cuando el elevado profundo de Mike Piazza cayó en el guante del jardinero puertorriqueño Bernie Williams, sellando el 26to campeonato de Serie Mundial en la historia de los Yankees, un chico de 12 años de edad gritaba de alegría mientras brincaba en un sofá dentro en un apartamento del complejo residencial Lillian Wald Houses al este de la Ciudad de Nueva York.

Fue un momento inolvidable para el muchacho Dellin Betances, quien después cumpliría su sueño de lanzar por los Yankees en la Serie del Subway. Cada vez que el calendario de una nueva temporada de Grandes Ligas es dado a conocer, Betances inmediatamente resalta las fechas cuando los Yankees van a enfrentar a los Mets.

Aquella noche de octubre del 2000 cuando el elevado profundo de Mike Piazza cayó en el guante del jardinero puertorriqueño Bernie Williams, sellando el 26to campeonato de Serie Mundial en la historia de los Yankees, un chico de 12 años de edad gritaba de alegría mientras brincaba en un sofá dentro en un apartamento del complejo residencial Lillian Wald Houses al este de la Ciudad de Nueva York.

Fue un momento inolvidable para el muchacho Dellin Betances, quien después cumpliría su sueño de lanzar por los Yankees en la Serie del Subway. Cada vez que el calendario de una nueva temporada de Grandes Ligas es dado a conocer, Betances inmediatamente resalta las fechas cuando los Yankees van a enfrentar a los Mets.

"Sé de la importancia de la Serie del Subway y todos los derechos a presumir que existen", declaró Betances. "Para mí, significa mucho. Todos los fanáticos de Nueva York quieren estar ahí. Incluso cuando los dos equipos no están jugando bien, las entradas se venden por completo. Son juegos bien importantes para los aficionados y creo que son duelos bien emocionantes. El ambiente para jugar es magnífico".

Los Yankees barrieron la serie de cuatro juegos ante sus rivales neoyorquinos el año pasado, mejorando su marca de todos los tiempos a 66-46 contra los Mets desde que los equipos comenzaron a ver acción en Juegos Interligas en 1997. Aunque los choques entre estas dos escuadras podrían ser menos hostiles en el terreno de juego que los clásicos duelos de los Yankees contra sus archirrivales Medias Rojas, en las gradas la rivalidad se torna candente.

Video: Judge y Stanton se vuelan la cerca en extrainnings

"Boston obviamente juega en nuestra división, pero queremos vencer a los Mets con las mismas ganas que a Boston; eso no está en duda", manifestó el jardinero de los Yankees, Brett Gardner. "Cada juego que disputamos, sin importar a quién enfrentemos, nuestro objetivo siempre es ganar. Estaremos hambrientos de triunfos. Estoy seguro de que será un gran duelo y sé que los fanáticos también lo vivirán en grande".

Betances cree que la parte divertida de jugar la Serie del Subway tiene que ver con la realidad de que los aficionados de los Mets y los Yankees todavía tienen que convivir lado a lado después de que los partidos pasan. El derecho recuerda cómo se mofó de sus amigos que apoyaban a los Mets cuando regresaron a las clases tras el Clásico de Otoño del 2000.

"Si vives en Nueva York, es normal que a menudo bromees con tus amigos acerca de lo que estos dos equipos están haciendo y cuál es mejor que el otro", destacó Betances. "No hay muchos fanáticos de Boston en Nueva York. Boston es diferente. Hay bastante rivalidad. No sé hasta qué punto los Mets sean nuestros rivales. Para los aficionados, quizás. Para mí, como jugador, no lo veo como una gran rivalidad".

Ha habido 132 jugadores que han vestido la franela tanto de los Mets como de los Yankees, incluyendo al infielder Neil Walker, quien vio acción en 186 encuentros por los Mets entre el 2016 y el 2017 antes de firmar con los Bombarderos la pasada primavera, y el antesalista Todd Frazier, quien firmó con los Mets en febrero tras pasar media campaña en el Bronx. Walker dijo que para los jugadores ciertas series pasan desapercibidas, pero ése nunca es el caso con la Serie del Subway.

"Tú sabes cuando esos juegos se aproximan, sabes que van a tener ese toque diferente de emoción", afirmó Walker. "No será una rivalidad hostil como las series Medias Rojas-Yankees o algo parecido, pero sabes que el estadio estará a reventar, no importa si es un fin de semana o un día entre semana en abril, mayo o cualquier mes".

Video: BAL@NYM: Rosario charges in to make barehanded play

Por supuesto, la Serie del Subway se pone más interesante cuando ambos equipos están compitiendo en sus respectivas ligas, como sucedió en la Serie Mundial del 2000, cuyo resultado de 4-1 a favor de los Bombardeos no reflejó lo peleada que ésta estuvo.

Los Yankees llegarán con los bonos bien altos este fin de semana, habiendo derrotado a los Azulejos por 3-0 en 13 entradas el miércoles para unirse a los Medias Rojas como los únicos dos clubes con 40 victorias hasta ahora en la temporada.

Los alicaídos Mets no han disfrutado del mismo éxito en lo que va del 2018, pero tendrán a sus ases Jacob deGrom y Noah Syndergaard para tratar de controlar la potente artillería de los Yankees.

Para los Mets, que han perdido seis juegos al hilo y 13 de los últimos 16 para caer hasta el cuarto lugar en el Este de la Liga Nacional, la energía de la Serie del Subway en el Citi Field de Queens podría darles ese impulso anímico que necesitan para levantarse.

"Vamos a enfrentar a los Yankees y creo que los aficionados nos van a revivir un poco", externó Frazier.