Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Weiss llegó para aportarle su gran experiencia a los Bravos

El ahora coach de banca ha tenido cualquier tipo de vivencias en las Mayores
MLB.com

CLEARWATER, Fla. -Fue una tarde soleada el sábado por la tarde en el Spectrum Field, uno más para el historial de un hombre que ha vivido cualquier tipo de experiencias en el juego. Pero incluso al tener una tarea no tan importante como dirigir una escuadra dividida de los Bravos ante los Filis, luego de dos horas de viaje en autobús, no le ha quitado el entusiasmo a Walt Weiss.

Está de vuelta en un uniforme de Grandes Ligas.

Cobertura completa del partido

CLEARWATER, Fla. -Fue una tarde soleada el sábado por la tarde en el Spectrum Field, uno más para el historial de un hombre que ha vivido cualquier tipo de experiencias en el juego. Pero incluso al tener una tarea no tan importante como dirigir una escuadra dividida de los Bravos ante los Filis, luego de dos horas de viaje en autobús, no le ha quitado el entusiasmo a Walt Weiss.

Está de vuelta en un uniforme de Grandes Ligas.

Cobertura completa del partido

"Nunca tomaré esto por sentado", dijo Weiss, en su primera temporada como coach de banca del mánager Brian Snitker.

Weiss, quien se tomó un año sabático para pasar tiempo con su familia tras ser mánager de los Rockies (2013-2016), dijo que no necesita ser el centro de atención.

Pero como se esperaba, no puede vivir sin el béisbol.

"Ha sido genial regresar", dijo Weiss. "Es un buen momento para ser un Bravo de Atlanta. Hay emoción sobre el futuro, hay muchos jugadores buenos en las granjas, el nuevo estadio, y todo lo demás".

"Estoy feliz de estar aquí. A veces cuando estás detrás de cámaras puedes hacer un mejor trabajo".

Weiss ha disfrutado ser el centro de atención. Fue un jugador tomado en la primera ronda de draft. Fue el Novato del Año en la Liga Americana en 1988, sirviendo como el campocorto de los Atléticos, quienes terminaron ganando la Serie Mundial que fue interrumpida por un terremoto, un año después.

Fue parte del equipo inaugural de los Marlins en 1993, y luego se fue al otro equipo de expansión (Rockies) una temporada más tarde. Llegó al Juego de Estrellas por primera vez a la edad de 34 años, tras llegar a los Bravos.

En su carrera como jugador fue dirigido por un par de Salones de la Fama (Tony La Russa y Bobby Cox). Trabajó en las oficinas y luego se convirtió en mánager.

"No quiero decir que he vivido todo en el béisbol, porque siempre el deporte encuentra la manera de sorprenderte", dijo Weiss, de 54 años. "Pero he hecho mucho, y he tenido la fortuna de hacer varias cosas".

Antes de vivir su experiencia como mánager de los Rockies, Weiss vio crecer a sus hijos. Se tomó cuatro años, en los que fue coach de béisbol y fútbol americano en la secundaria de Colorado. El año pasado también decidió apartarse del juego, y pasó tiempo con sus hijos, que actualmente juegan béisbol en North Carolina y UC Santa Bárbara.

Luego Snitker llamó.

"Ser mánager de los Rockies y ahora coach de banca; dos cosas que sucedieron de la nada", dijo Weiss. "No estaba buscando nada. A veces simplemente sucede. Necesitaba un descanso, pero ahora estoy de vuelta".

Weiss también aprecia el valor de su puesto como coach de banca.

"Ayuda el hecho de que estuve en el puesto de Snitker", dijo Weiss. "Tengo cierta perspectiva y probablemente empatía en las cosas que tiene que manejar. Más que nada quiero ayudarlo en la carga que puede tener, porque entiendo lo agobiante que puede llegar a ser esa posición".

"No sólo puedo ser sus ojos y oídos, sino que también puedo quitarle alguna de las responsabilidades"

¿Cómo cuáles?

"Cuando eres mánager pasas mucho tiempo lidiando con aspectos externos al juego", dijo Weiss. "Esa fue la mayor sorpresa para mí, todo lo que no está relacionado con el béisbol. Y de repente son las 7:05 o lo que sea, y tienes que salir a dirigir un juego".

"Eso ha sido lo que más me he disfrutado en estos entrenamientos. Todo es béisbol. Cuando eres mánager todo lo que hacer o dices es examinado. A veces pueden usar tus palabras en tu contra. No me importa estar alejado de eso. Si se da otra oportunidad para dirigir tal vez lo haga, pero no lo necesito. Estoy feliz en la posición en la que estoy. Ser mánager en las Mayores nunca fue mi meta final".

De todos modos, Weiss tiene recuerdos de sus mentores La Russa y Cox.

"Pude pasar tiempo con ellos y son realmente inteligentes. Incluso les podría prestar atención de vez en cuando", dijo Weiss con una sonrisa. "Si puedo dar lo que alguna vez lo recibí valdrá la pena".