Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
El Sitio Oficial de Los Padres de San Diego
noticias

Noticias SD

¿Cómo encajarán Fernando Tatis hijo y Luis Urías en el cuadro interior de los Padres en el 2019?

MLB.com

SAN DIEGO -- La contratación del veterano Ian Kinsler definitivamente alteró un poco los planes de los Padres para su cuadro interior en el 2019.

Aparte de Eric Hosmer en la primera base, no hay nada definido. Y no, la firma de Kinsler no afecta las proyecciones a largo plazo para los dos prospectos de lujo del club, el dominicano Fernando Tatis Jr. y el mexicano Luis Urías.

SAN DIEGO -- La contratación del veterano Ian Kinsler definitivamente alteró un poco los planes de los Padres para su cuadro interior en el 2019.

Aparte de Eric Hosmer en la primera base, no hay nada definido. Y no, la firma de Kinsler no afecta las proyecciones a largo plazo para los dos prospectos de lujo del club, el dominicano Fernando Tatis Jr. y el mexicano Luis Urías.

Pero el gerente general A.J. Preller tiene algunas decisiones interesantes que tomar en los próximos dos meses. Los Padres están en busca de un infielder más y tienen para elegir entre las siguientes cuatro opciones:

Firmar o adquirir en un canje a un antesalista
Esta parece ser la opción más probable y la que los Padres prefieren. Pero las mejores opciones para la antesala son las que están disponibles por la vía del cambio y no está claro cuánto Preller estaría dispuesto a ceder por alguien como el curazoleño Jurickson Profar.

En cuanto a los agentes libres se refieren, Mike Moustakas ya tiene 30 años y es probable que Manny Machado exija más de lo que San Diego esté dispuesto a pagar. Más allá de eso, no hay muchas opciones.

Si los Padres adquieren a un jugador titular de la periferia, la nueva adquisición podría ver acción a diario hasta que llegue Tatis (posiblemente a finales de abril o mayo). Con Tatis en las paradas cortas, Urías se trasladaría a la segunda base y Kinsler estaría compitiendo por tiempo de juego en la tercera base con el nuevo antesalista.

Firmar o adquirir en un canje a un campocorto
La firma de Kinsler cambia la manera en que la organización percibe una posible reunión con el venezolano Freddy Galvis. Los Padres buscan un remedio temporal para las paradas cortas y eso es lo que lo brinda Kinsler, ya que permite que Urías se traslade al campo corto.

Sigue siendo posible, aunque poco probable, que Galvis regrese. Una vez que llegue Tatis, Galvis dividiría tiempo de juego con Kinsler. (Galvis podría trasladarse a la tercera base de manera fija o Tatis podría defender la tercera cuando Galvis esté en las paradas cortas.) Pero esa opción podría ser demasiado cara cuando un agente libre como el cubano Adeiny Hechavarría estaría disponible por menos.

Por otro lado, el venezolano Marwin González se perfila como una solución perfecta, aunque dada su versatilidad, encajaría en cualquiera de los otros 29 equipos de Grandes Ligas. Pero González podría hacerse cargo del campo corto por un mes o dos y luego pasar a un rol fijo en la tercera base. Su presencia les haría las cosas más fáciles a Tatis y Urías, ya que podría darle descanso ambos.

Se ha informado que los Padres han estado en contacto con los representantes de González. No sería una opción económica, pero vale la pena estar pendiente.

Usar a Wil Myers principalmente en la tercera base
Esta posibilidad depende de la actuación de Myers en la tercera base en la pretemporada. Myers tuvo dificultades en ese puesto en el último mes y medio de la temporada del 2018, pero quizás si se empeña este invierno, podría mejorar en ese sentido. Y si demuestra en los entrenamientos que ha mejorado, vale la pena incluir su bate en el lineup.

Pero Myers sólo vería acción considerable en la tercera base si los Padres no se desprendieran de algunos de sus jardineros. A estas alturas, eso parece poco probable. Myers es un candidato para ser canjeado, al igual que Hunter Renfroe y el dominicano Franmil Reyes.

Aún es posible que los Padres busquen alternar a Myers entre el bosque izquierdo y la tercera base. Pero dado que Myers representa una enorme interrogante en la tercera base, es difícil concebir que Preller no tenga un plan de reserva.

Esperar por Tatis
Esta situación se daría si Myers empezara la temporada como jardinero de los Padres o en otro equipo, lo cual dejaría bien expuesto el cuadro interior de San Diego y sin candidato obvio para la tercera base. No es una situación ideal, pero la versatilidad de Urías ayuda.

Ante lanzadores zurdos, Ty France, quien batea a la derecha, tendría el mayor tiempo de juego en la antesala, con Urías en las paradas cortas y Kinsler en la segunda base. A la vez, Greg García tiene números bastante buenos contra los zurdos y podría jugar en el campo corto, con Urías en la segunda base y Kinsler (u otro bateador zurdo como Jason Vosler o Esteban Quiroz) en la tercera base.

Una vez que llegue Tatis, habría una competencia por tiempo de juego en la tercera base, con dos prospectos en el medio del diamante. Mientras tanto, el club estaría bien pendiente de Hudson Potts, un antesalista de 20 años. Su desarrollo en ligas menores en el 2019 podría impactar las decisiones de San Diego a largo plazo con respecto a la esquina caliente.

En resumidas cuentas, los Padres estarían decepcionados si no consiguieran alguna pieza para el cuadro en los próximos meses.