Rodríguez ya luce como todo un grandeliga

23 de enero de 2021

El 2020 fue una temporada perdida para todos los jugadores de liga menor, entre ellos Julio Rodríguez, el talentoso dominicano de 20 años que se perfila como pieza clave parte de los jardines de los Marineros de Seattle. Muchos escuchas consideran que el quisqueyano podría llegar ser uno de los jugadores más dinámicos de las Mayores en los próximos años.

El segundo mejor prospecto de Seattle según MLB Pipeline y 15to de MLB, ha estado compensando el tiempo perdido producto a la cancelación de las ligas menores y una fractura en la muñeca izquierda que sufrió durante el campamento de verano.

Rodríguez fue uno de 40 prospectos de los Marineros que participaron en la Liga Instruccional de Arizona en noviembre, cuando su velocidad de salida superó las 105 mph. Recientemente jugó con los Leones del Escogido en la Liga Profesional de República Dominicana, aprendiendo de veteranos como Fernando Rodney y de compañeros como Vladimir Guerrero Jr. y Franchy Cordero.

“Para ser sincero contigo, ha sido una de mis temporadas favoritas como profesional”, dijo Rodríguez sobre haber jugado en Dominicana, durante un evento virtual de los Marineros. “Ha sido una de las que más he aprendido. Estuve rodeado de jugadores veteranos que me enseñaron muchas cosas que no sabía de béisbol. Hay muchos jugadores experimentados, varios que solía ver a menudo. Hasta ahora ha sido mi temporada favorita como profesional”. 

Rodríguez apunta al 2021 luciendo como un ligamayorista. Su velocidad élite del bate y su cañón de brazo podría estar castigando a muchos corredores en los próximos años. Su personalidad energética crea vínculos con los compañeros y ya está avanzando con su marca personal. 

En este receso de temporada, Rodríguez estrenó “Vibin, con JROD”, una serie de videos de preguntas y respuestas mediante el canal de YouTube de los Marineros, en donde entrevista a sus compañeros durante 10-15 minutos sobre temas de dentro y fuera de terreno. El segmento ha sido una plataforma para Rodríguez en la que muestra su personalidad y se ha vuelto bien popular entre los seguidores de los Marineros.

Relacionado

“Batea la bola realmente duro, tiene la personalidad y todas las cosas que buscas... Ama el béisbol. Ama venir al parque. Ama a sus compañeros. Ama ser un Marinero”, dijo el manager Scott Servais. 

Los reportes de los scouts de MLB Pipeline indican que Rodríguez tiene una proyección ofensiva como cualquier otro en las menores. Pero hay aspectos de su juego que tiene que pulir, especialmente ante el pitcheo de Grandes Ligas. Aunque su defensa y corrido de bases mejoró en Arizona, Servais admite que aún es un trabajo en proceso.

Hubo momentos durante sus primeros Entrenamientos Primaverales del año pasado en que lucía un nivel inferior y en su breve paso por los campamentos de verano, Rodríguez promedió .196/.297/.250 con 16 ponches en 64 veces al bate en 18 juegos. 

“El cielo es el límite. El techo es bien alto para Julio, pero aún necesita tiempo”, dijo Servais. “Se perdió básicamente todo un año de desarrollo. Está jugando un poco en Dominicana, algo que es bueno. Juega ante veteranos. Está en búsqueda de su propio swing”. 

Rodríguez estará en el campamento de las Mayores cuando se reporten los jugadores de posición el 22 de febrero. Pero con las interrogantes en torno a la temporada de ligas menores, no está claro dónde comenzará la temporada. 

En el 2019, disputó 84 juegos y promedió .326/.390/.540 con 12 jonrones y 69 carreras impulsadas en 367 veces al bate entre Clase A West Virginia y Clase A Modesto. Antes de la pandemia, el quisqueyano estaba destinado a comenzar la temporada en Doble-A Arkansas con el prospecto número uno de los Marineros, Jarred Kelenic, con quien pudo haber progresado rápidamente y ascender a Triple-A Tacoma.

Pero como es el caso con el resto de los prospectos, Seattle tendrá mayor claridad de la situación de Rodríguez en los campamentos. 

“Siento que unos Entrenamientos Primaverales completos dictarán varias cosas de mi progreso durante este tiempo fuera que tuve”, dijo Rodríguez. “Siento que he progresado durante este tiempo, pero eso lo dictarán unos campamentos y una temporada regular completa”. 

“La cosa sobre Julio es que su personalidad no cambió”, dijo Servais. “No ve la hora de llegar al parque y seguir avanzando a las Mayores. ¿Cuándo pasará? No estoy seguro, él nos hará saber cuándo esté listo, nada lo detendrá”.