Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Cinco posibles soluciones para la segunda base de los Mets a partir del 2018

MLB.com

NUEVA YORK - Las Reuniones Invernales terminaron la semana pasada y uno de los jugadores que los Mets habían ponderado como opción de cambio para encargarse de la segunda base, Ian Kinsler, terminó poniéndose el uniforme de los Angelinos. Ahora que el veterano intermedista va camino a Anaheim y que los Mets lograron su principal objetivo de la temporada muerta al sumar al relevista Anthony Swarzak a su bullpen, el equipo debe volver a enfocarse completamente en el mercado de intermedistas.

Con en eso en mente, les damos un vistazo a cinco posibilidades de cambio razonables que los Mets podrían buscar:

NUEVA YORK - Las Reuniones Invernales terminaron la semana pasada y uno de los jugadores que los Mets habían ponderado como opción de cambio para encargarse de la segunda base, Ian Kinsler, terminó poniéndose el uniforme de los Angelinos. Ahora que el veterano intermedista va camino a Anaheim y que los Mets lograron su principal objetivo de la temporada muerta al sumar al relevista Anthony Swarzak a su bullpen, el equipo debe volver a enfocarse completamente en el mercado de intermedistas.

Con en eso en mente, les damos un vistazo a cinco posibilidades de cambio razonables que los Mets podrían buscar:

Jason Kipnis, Indios: Los Mets y los Indios se juntaron durante las Reuniones Invernales para conversar sobre Kipnis, quien encajaría bien a pesar de venir de un discreto 2017. Con US$30 millones garantizados para las próximas dos temporadas, Kipnis está entre las opciones más costosas del mercado en términos monetarios. Pero por eso mismo no requeriría de muchos prospectos para concretar un cambio. Sin embargo, las conversaciones se han estacado, lo que hace lógico preguntarse si se podrá lograr un acuerdo.

Josh Harrison, Piratas: La habilidad de Harrison para jugar en segunda, tercera y los jardines resolvería varios problemas para los Mets, que prefieren contar con jugadores versátiles. Conseguir a Harrison les permitiría incluso no tener que gastar tanto en un primera base. Pero Harrison no tiene un gran historial como bateador de poder. Y con tres años más de control contractual en un pacto muy favorable al equipo, los Piratas probablemente buscarían un paquete de prospectos que los Mets no pueden ofrecer.

Jed Lowrie, Atléticos: El salario de US$6 millones de Lowrie lo convierte en una de las opciones más baratas del mercado de cambios, mientras que su OPS de .808 indica que, a los 33 años, todavía tiene suficiente en el tanque. Pero la del 2017 fue la primera temporada saludable de Lowrie desde el 2013 y apenas la segunda de su carrera, lo que hace de él un riesgo mayor que otros jugadores. Aunque dentro de la industria hay escepticismo en cuanto a la posibilidad de que los Atléticos terminen cambiando a Lowrie, el equipo tiene un historial de salir de jugadores en su último año de contrato.

César Hernández, Filis: Los Filis cambiaron al campocorto venezolano Freddy Galvis a los Padres, lo que descongestiona un poco su cuadro interior y hace menos probable que vayan a cambiar al también venezolano Hernández. En todo caso, era una posibilidad remota, dada la cantidad de prospectos necesaria para hacerse con un bateador de calidad con tres años de control contractual del equipo. Pero Hernández, de cualquier manera, sigue disponible en el mercado.

Starlin Castro, Marlins: Los directivos de los Mets han mostrado poco interés en Castro, cuyo porcentaje de embasarse de .320 y una defensa no muy brillante disminuyen su valor. Pero Castro también tiene un contrato favorable para su equipo y, al igual que Dee Gordon, podría no requerir de demasiados prospectos a cambio.

Si los Mets no pueden lograr un canje por ninguno de los cinco antes mencionados, hay dos agentes libres conocidos disponibles: Neil Walker y el dominicano José Reyes. Walker, según informes, estaría buscando un contrato de cuatro años, lo que estaría fuera del alcance de los Mets. Además, el veterano podría estar buscando un cambio de ciudad. Reyes, quien ha expresado abiertamente sus ganas de volver a Nueva York, luce como más probable y, de acuerdo con una fuente, el equipo lo considera un plan B si no puede cuajar un cambio.