Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
El Sitio Oficial de Los Padres de San Diego
noticias

Noticias SD

Sandra López, de Chula Vista, ha sido nombrada como la Honorary Bat Girl de los Padres en el 2018

Ella será reconocida el 13 de mayo en el Petco Park

Major League Baseball anunció a las Honorary Bat Girls del 2018 para cada equipo, en apoyo a la iniciativa anual de "Going To Bat Against Breast Cancer", que tradicionalmente es celebrado durante el Día de las Madres. Por primera vez desde que el programa Honorary Bat Girl comenzó, en el 2009, los equipos tuvieron la oportunidad de seleccionar a sus respectivas representantes, cada una de las cuales ha demostrado un compromiso extraordinario en la lucha contra el cáncer de mama. La Honorary Bat Girl por los Padres será Sandrá López, de Chula Vista, CA. Padre de tres niños, Sandra fue diagnosticada con cáncer de mama de tercer grado, en el 2008. Después de recibir el alta médico y pasar un año y medio en observación, Sandra recibió un nuevo diagnóstico en el que se le declaró libre de cáncer, en el 2012. Los doctores inicialmente le dieron a Sandra cinco años de vida, pero pese a las probabilidades, ella continúa saludable y viviendo su vida como si no hubiera estado enferma. En noviembre, ella participó en su décima carrera Susan G. Komen de San Diego, con más de 100 compañeros. El equipo de López ha crecido y es el más grande en participar en la carrera, en la que han contribuido con más de $50.000 en la lucha contra el cáncer.

Los Padres reconocerán la fortaleza y el compromiso de López en ayudar a otros en la lucha contra esta enfermedad, con una ceremonia de reconocimiento antes del encuentro del domingo, 13 de mayo, frente a los Cardenales de San Luis. Ella estará junto a 100 otros sobrevivientes, quienes se alinearán para la ceremonia. López también recibirá una camiseta personalizada de los Padres, así como un bate de Louisville Slugger y un bolso de Major League Baseball.

Major League Baseball anunció a las Honorary Bat Girls del 2018 para cada equipo, en apoyo a la iniciativa anual de "Going To Bat Against Breast Cancer", que tradicionalmente es celebrado durante el Día de las Madres. Por primera vez desde que el programa Honorary Bat Girl comenzó, en el 2009, los equipos tuvieron la oportunidad de seleccionar a sus respectivas representantes, cada una de las cuales ha demostrado un compromiso extraordinario en la lucha contra el cáncer de mama. La Honorary Bat Girl por los Padres será Sandrá López, de Chula Vista, CA. Padre de tres niños, Sandra fue diagnosticada con cáncer de mama de tercer grado, en el 2008. Después de recibir el alta médico y pasar un año y medio en observación, Sandra recibió un nuevo diagnóstico en el que se le declaró libre de cáncer, en el 2012. Los doctores inicialmente le dieron a Sandra cinco años de vida, pero pese a las probabilidades, ella continúa saludable y viviendo su vida como si no hubiera estado enferma. En noviembre, ella participó en su décima carrera Susan G. Komen de San Diego, con más de 100 compañeros. El equipo de López ha crecido y es el más grande en participar en la carrera, en la que han contribuido con más de $50.000 en la lucha contra el cáncer.

Los Padres reconocerán la fortaleza y el compromiso de López en ayudar a otros en la lucha contra esta enfermedad, con una ceremonia de reconocimiento antes del encuentro del domingo, 13 de mayo, frente a los Cardenales de San Luis. Ella estará junto a 100 otros sobrevivientes, quienes se alinearán para la ceremonia. López también recibirá una camiseta personalizada de los Padres, así como un bate de Louisville Slugger y un bolso de Major League Baseball.

Durante los juegos del Día de las Madres, los jugadores estarán vistiendo gorras con nuevos diseños, en las que el color rosado resaltará junto a los colores del equipo, mientras que los uniformes de los equipos tendrán un lazo rosado en el lado izquierdo del pecho. Un par de medias rosadas estarán haciendo combinación con el uniforme, pero es opcional. Durante la práctica de bateo y en los dugouts, durante los juegos del domingo, los jugadores y los managers podrán vestir los nuevos suéteres grises, ligeros, con el logo de sus respectivos equipos y el logo de MLB en rosado. Los jugadores de MLB continuarán teniendo la oportunidad de usar bates rosados para los juegos del Día de las Madres. Louisville Slugger, el bate oficial de las Grandes Ligas, donará las ganancias de los bates rosados, que tendrán un sello con el logo de MLB y su campaña de conciencia y ayuda para la lucha contra el cáncer, de Susan G. Komen y Stand Up To Cancer. Además de los bates rosados, los siguientes implementos de juego podrán ser utilizados para en apoyo a crear conciencia en la lucha contra el cáncer de mama: mangas rosadas, guantines rosados para batear, zapatos rosados, protectores rosados de muñecas, codos y piernas y el equipo de cátcher.

Desde el 2006, los jugadores han utilizados los bates rosados y han estado jugado con lazos rozados en sus uniformes e implementos de juego por el programa "Going To Bat Against Breast Cancer", que intenta crear una mayor conciencia y, a través de donaciones y subastas, aportar fondos para la lucha contra el cáncer. MLB donará nuevamente todas las licencias en los uniformes que se usen durante el Día de las Madres a Susan G. Komen y Stand Up To Cancer.

El programa de la Honorary Bat Girl comenzó en el 2009 para crear una mayor conciencia y ayudar en la iniciativa anual del "Going to Bat Against Breast Cancer", que se celebra el Día de las Madres. Going to Bat Against Breast Cancer es una iniciativa de Major League Baseball apoyada por los asociados en las acciones de caridad de MLB, Stand Up To Cancer y Susan G. Komen. Esta iniciativa crear conciencia acerca de las causas del cáncer de mama, mientras recauda fondos para apoyar a los estudios en contra del cáncer de mama. Para más información, por favor visite: HonoraryBatGirl.com.

  

San Diego Padres