Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
noticias

Noticias MIN

Oliva, figura de lujo en Minnesota desde siempre

13 de mayo de 2020

Pocos disfrutan un buen debate como los fans de béisbol. Con eso en mente, les pedimos a nuestros reporteros que enumeraran a los cinco mejores jugadores de la historia de cada franquicia en una posición determinada, según lo hecho con dicho equipo. Aquí, los cinco mejores jardineros derechos en la

Pocos disfrutan un buen debate como los fans de béisbol. Con eso en mente, les pedimos a nuestros reporteros que enumeraran a los cinco mejores jugadores de la historia de cada franquicia en una posición determinada, según lo hecho con dicho equipo.

Aquí, los cinco mejores jardineros derechos en la historia de los Twins, según el reportero de MLB.com, Do-Hyoung Park.

1. Tony Oliva, 1962-1976

Dato clave: Ganó tres títulos de bateo y lideró la Liga Americana en hits cinco veces

Uno de los jugadores, coaches y embajadores más queridos en la historia del club, el cubano Antonio “Tony” Oliva es el único miembro de la organización que ha estado en el dugout las tres veces que el equipo ha ganado el banderín de la Liga Americana: En 1965 como el jardinero derecho, en 1987 como coach de bateo y en 1991 como coach de la banca. Esa trayectoria comenzó con la increíble temporada de novato que tuvo Oliva en 1964, cuando se apoderó del jardín derecho de Minnesota y bateó .323/.359/.557 con 32 jonrones, 42 dobles y 12 bases robadas para convertirse en el primer novato en la historia de las Grandes Ligas en ganar un título de bateo, algo que luego lograría Ichiro Suzuki en el 2001.

Esa actuación en 1964 fue la primera en un lapso de ocho campañas en las que Oliva deslumbró con sus cinco herramientas, ganando un Guante de Oro en el bosque derecho junto a sus cinco años de 20 cuadrangulares o más, siete temporadas de 30 dobles o más y un par de segundos lugares en la votación para el premio al Jugador Más Valioso de la Liga Americana.

Oliva no sólo ganó dos de sus tres títulos de bateo en sus primeros dos años completos en la Gran Carpa, sino que también encabezó la Liga Americana en hits en sus primeros tres, siendo así una pieza clave en el equipo que se coronó campeón del Joven Circuito en 1965. En total, Oliva fue ocho veces al Juego de Estrellas en el tope de su carrera, antes de que una lesión en la rodilla derecha sufrida en 1971 marcara el inicio de un declive prematuro en la producción de este histórico jugador de la franquicia.

La llegada de la regla del bateador designado en 1973 ayudó a prolongar la carrera de 15 años de Oliva en las Mayores, pero los severos problemas en la rodilla evitaron que jugara en el terreno y cortaron su habilidad en el plato y en las bases. Oliva se retiró después de la campaña de 1976 con 1,917 hits, 220 cuadrangulares – cuarto en la historia de los Mellizos—y un promedio de bateo de .304, el mejor de la historia entre los jugadores nacidos en Cuba. Desde entonces, su número fue retirado. Oliva fue exaltado al Salón de la Fama de los Mellizos y sigue siendo una persona activa dentro de la organización y un favorito de la afición.

2. Bob Allison, Senadores de 1958 a 1960, Twins de 1961 a 1970

Dato clave: .479 de slugging de por vida, el mejor entre los jardineros derechos de los Twins

Allison ya se había establecido como una joven estrella antes de la mudanza de la franquicia a Minnesota, siendo el Novato del Año de la Americana en 1959 con los Senadores. Y en sus primeros años con los Mellizos, siguió siendo uno de los jugadores más consistentes en cuanto a poder y capacidad de embasarse se refieren. Finalizó su carrera con porcentaje de embasarse de .358 y conectó al menos 22 cuadrangulares en siete de ocho temporadas después del arribo del club a Minneapolis. Fue dos veces al Juego de Estrellas y es sexto en la historia del equipo con 211 vuelacercas.

3. Michael Cuddyer, 2001-2011

Dato clave: Fue parte de seis ediciones de los Twins que ganaron su división

Cuddyer tuvo un lugar importante en la parte gruesa del orden de muchos de esos equipos de los Twins que ganaron la División Central de la Liga Americana en el 2002, 2003, 2004, 2006, 2009 y 2010. Su mejor temporada fue la del 2009, cuando conectó un tope personal de 32 jonrones y dejó un slugging de .520. Cuddyer terminó su estadía en Minnesota con 141 cuadrangulares y una línea de .272/.343/.451. Además, es noveno en la historia del club con 239 dobles.

4. Tom Brunansky, 1982-1988

Dato clave: Dio 20 vuelacercas o más en sus seis temporadas completas con el equipo

Brunansky fue duradero, poderoso y consistente durante siete campañas con los Mellizos y dio al menos 20 cuadrangulares y 21 dobles en cada uno de esos años, para finalizar con 163 bambinazos por Minnesota (10mo en la historia del club). Aunque fue convocado al Juego de Estrellas por única vez en su carrera en 1985, su mejor temporada fue la de 1987 para el equipo que terminaría ganando la Serie Mundial.

5. Max Kepler, 2015-presente

Dato clave: Sus 36 jonrones en el 2019 son la mayor cantidad en una temporada para un jardinero derecho de los Twins

Todo apunta a que Kepler se habrá ganado más que merecidamente su lugar junto a los otros miembros de esta lista para el momento en el que su carrera termine en un futuro distante. Luego de recibir una extensión de cinco años, más una opción del club para una sexta temporada, Kapler recompensó la fe del equipo en él conectando 36 jonrones como primer bate de Minnesota en el 2019.