Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon

noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Los Bravos se sienten listos para iniciar su ascenso detrás de Ronald Acuña

Associated Press

El debut de Ronald Acuña tendrá que esperar... unas cuantas semanas más.

Acuña es el jardinero venezolano de 20 años que es considerado como uno de los mejores prospectos de los Bravos de Atlanta desde la irrupción de Chipper Jones en la década de los 90.

El debut de Ronald Acuña tendrá que esperar... unas cuantas semanas más.

Acuña es el jardinero venezolano de 20 años que es considerado como uno de los mejores prospectos de los Bravos de Atlanta desde la irrupción de Chipper Jones en la década de los 90.

Eso lo atestigua el propio Jones, el asistente especial de la gerencia de los Bravos que será elevado al Salón de la Fama a fines de julio.

"Está por encima de mí (cuando era prospecto)", diagnosticó Jones. "De los mejores prospectos que he visto".

Pero Acuña no iniciará la temporada regular con un equipo a la deriva luego de tres años sucesivos en los que ha acumulado al menos 90 derrotas en la División Este de la Liga Nacional.

Durante los entrenamientos de primavera, Acuña dejó boquiabiertos a propios y extraños con su arsenal de cinco herramientas. Acumuló un porcentaje de embasado de .519, slugging de .727 y cuatro jonrones en 16 juegos de exhibición.

DOS SEMANAS DE ESPERA

El gerente general Alex Anthopoulos justificó que inicie en Triple-A para darle "más oportunidad para pulirse".

No es una mala explicación, pero también existe otro factor que los equipos no quieren dejar pasar por alto: un año extra de tiempo de servicio.

Si Acuña no aparece en el roster de los Bravos en los primeros 15 días de la campaña, su elegibilidad para la agencia libre se retrasará hasta 2024.

"No creo que eso (más tiempo en las menores) lo afecte", señaló el manager Brian Snitker. "Cuando le toque llegar, queremos que sea para que se quede definitivamente".

Su eventual presencia como jardinero izquierdo debe cambiarle la fisonomía de la alineación diaria, en el que el primera base Freddie Freeman es la baza principal.

"Tenemos a nuestro pilar que es Freddie y lo que será interesante es ver si (Acuña) puede convertirse en el segundo", dijo Jones.

También podría asociarse con un compatriota para conformar una dupla de excepcionales defensores en los jardines. Se trata de Ender Inciarte, el titular en el central que viene de ganar su segundo Guante de Oro seguido y fue seleccionado por primera vez a un Juego de Estrellas.

Acuña, el segunda base Ozzie Albies y el torpedero Dansby Swanson lideran una camada de joven talento con la que Atlanta confía estar en la pelea pronto en la División Este de la Liga Nacional.

CAUTELA

Siempre hay que guardar mesura con los prospectos No todos se establecen de inmediato y Swanson fue un ejemplo de las dificultades.

Primera selección general del draft amateur de 2015, Swanson decepcionó a la ofensiva en su campaña de novato el año pasado, teniendo que ser enviado de vuelta a las menores en julio, hundido con un promedio al bate de .213. Ofreció destellos de mejoría al regresar poco después, cerrando el año con promedio de .232.

LOS PITCHERS

Más allá de lo que haga Acuña, los Bravos también necesitan que los lanzadores de su cantera rindan para complementar su as Julio Teherán. El derecho colombiano abrirá por quinto año seguido el partido inaugural de la temporada.

Pero Teherán viene de una campaña en la que su efectividad subió a 4.49, la más alta de sus cinco campañas completas en las mayores.

Mediante el draft y canjes, los Bravos han apilado una enorme cantidad de brazos. Sean Newcomb y Mike Foltynewicz ya forman parte de la rotación. El brasileño Luiz Gohora, Kyle Wright, Mike Soroka e Ian Anderson asoman en el horizonte.

Otro cambio se dio en los despachos con el nombramiento de Anthopoulos en noviembre, luego que su predecesor John Coppolella fuera suspendido de por vida por Grandes Ligas al eludir el reglamento sobre fichajes internacionales. También tendrán una nueva mascota --Blooper, una criatura de ojos saltones que tienen cierto parecido al Phillie Phanatic de Filadelfia.

Lo más probable es que los Bravos están a uno o dos años de ser tomados como aspirantes en serio en su división, pero acercarse al porcentaje de .500 este año sería alentador.

"Somos una organización muy orgullosa", declaró Jones, evocando la racha de 14 títulos de división ganados por los Bravos entre 1991-2005. "Pasamos un mal momento con el cambio (en la gerencia)... pero se puede notar que hay un cambio de actitud".