Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Por ahora, los Reales siguen de pie y esperanzados de cara al 2018

Associated Press

Salvador Pérez ha estado en previos equipos de los Reales de Kansas City, marcados por pronósticos agoreros. Que iban a perder 90 juegos, terminar últimos en su división e irles tan mal que no tendrían otro remedio que empezar de cero.

Igual este año.

Salvador Pérez ha estado en previos equipos de los Reales de Kansas City, marcados por pronósticos agoreros. Que iban a perder 90 juegos, terminar últimos en su división e irles tan mal que no tendrían otro remedio que empezar de cero.

Igual este año.

Pero esos equipos usualmente excedieron las expectativas, ganando el banderín de la Liga Americana un año y la Serie Mundial al siguiente, antes de retroceder. Y el veterano receptor venezolano cree que los Reales pueden repetir sus proezas esta temporada.

"Así ha sido todos los años. Nadie cree en Kansas City. Es lo que leo en la Internet, en las redes sociales", dijo Pérez. "Necesitamos salir a jugar duro y pelear hasta el último out".

Pérez, sin embargo, no acompañará al equipo en el primer mes tras lesionarse en un accidente casero en la víspera del inicio de la temporada regular. Se perdería hasta seis semanas con un esguince del ligamento colateral medial de la rodilla izquierda, lastimado cuando midió mal uno de los escalones cuando subía con una valija en las escaleras de su residencia.

EL ÉXODO QUE NO FUE
Se suponía que esta iba a ser la campaña que los Reales, después de un lustro como candidatos, finalmente se verían forzados a reconstruir con tantos integrantes de su núcleo declarándose agentes libres.

Resultó que la mitad de sus jugadores volvieron.

Con la apatía que imperó en el mercado, los Reales pudieron retener al torpedero venezolano Alcides Escobar y al tercera base venezolano Mike Moustakas con contratos a corto plazo, favorables para las finanzas del equipo.

Aunque el primera base Eric Hosmer firmó un jugoso contrato con los Padres y el jardinero Lorenzo Cain hizo otro tanto con los Cerveceros, Kansas City mantiene suficientes piezas para dar pelea en 2018.

No le ponen mala cara a las circunstancias.

"Tenemos la fortuna que esto se planteó así, más nada puedo decir", indicó el gerente de los Reales Dayton Moore.

DEBILIDADES
Tienen fisuras en todas partes.

Fueron antepenúltimos en carreras anotadas el año pasado, y perder a Hosmer y Cain no ayudará a la causa. Deberán apelar más que nunca en Moustakas, quien estableció un record de jonrones para el club en una campaña, además de los recién llegados Lucas Duda y Jon Jay para generar ofensiva. El segunda base Whit Merrifield fue la gran revelación del año pasado al batear para .288 y liderar la liga con 34 bases robadas. ¿Será el año en el que el jardinero cubano Jorge Soler finalmente dejará de ser una mera promesa?

Danny Duffy e Ian Kennedy son los únicos pitchers abridores con trayectoria consumada. Pasa lo mismo en el bullpen, donde el cerrador dominicano Kelvin Herrera viene de una titubeante

¿CAMBIOS EN JULIO?
Pero, ¿qué tal si los Reales se rezagan de los primeros lugares al llegar julio? Bueno, todas esas fichas que contrataron podrían transformarse en útiles piezas de cambio, con lo que Kansas City podría entrar de lleno en una remodelación.

De todas formas, el optimismo no ha abandonado al Kauffman Stadium, algo que probablemente estuvo ausente al final de la pasada temporada, cuando los Reales se desinflaron en la segunda mitad y quedaron fuera de los playoffs.

El temor de que el club del manager Ned Yost podría caer otra vez en la espiral negativa de aquellos equipos que perdían 100 años que fueron la constante durante tanto años ha sido reemplazado por la idea de que, si llega el momento de reconstruir, tal vez no será muy doloroso.

"Tenemos muchas piezas talentosas", señaló Jay, quien firmó un pacto de 3 millones de dólares con Kansas City y también podría ser Detesto esa palabra (reconstruir), pero contamos con la capacidad para competir".