Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon

noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Francisco Mejía cuenta con José Ramírez como su mentor en los Indios

MLB.com

GLENDALE, Arizona -- El receptor dominicano Francisco Mejía calculó que fue hace casi una década cuando conoció por primera vez a su compatriota y compañero en los Indios, José Ramírez. Fue durante uno de los juegos de fin de semana de Mejía en Baní, República Dominicana, la ciudad natal de ambos. Ramírez jugaba como torpedero cuando un joven Mejía se paró en la caja de bateo.

"Siempre ha sido un buen jugador", recordó Mejía, quien se fue de 4-2 con una carrera anotada en la paliza de la Tribu 15-3 sobre los Angelinos el miércoles en la Liga del Cactus. "Todos lo adoran en Baní".

GLENDALE, Arizona -- El receptor dominicano Francisco Mejía calculó que fue hace casi una década cuando conoció por primera vez a su compatriota y compañero en los Indios, José Ramírez. Fue durante uno de los juegos de fin de semana de Mejía en Baní, República Dominicana, la ciudad natal de ambos. Ramírez jugaba como torpedero cuando un joven Mejía se paró en la caja de bateo.

"Siempre ha sido un buen jugador", recordó Mejía, quien se fue de 4-2 con una carrera anotada en la paliza de la Tribu 15-3 sobre los Angelinos el miércoles en la Liga del Cactus. "Todos lo adoran en Baní".

Ahora, Ramírez es una clase de hermano mayor para Mejía en el clubhouse de Cleveland. El casillero del cátcher novato en las instalaciones del equipo en Goodyear es el primero en la entrada. Eso le brinda a Ramírez la oportunidad de bromear con Mejía cuando el infielder camina por el vestidor. En una mañana, Ramírez abrazó a Mejía y lo invitó a estudiar videos.

La mañana del miércoles, cuando Mejía daba una entrevista, Ramírez se recostó contra una pared al lado del casillero del receptor. Ramírez cruzó los brazos y observaba serio las respuestas del novato. Al antesalista se le preguntó bromeando si estaba supervisando la entrevista.

"No cualquier supervisor," respondió Ramírez.

Ramírez, quien terminó de tercero en las votaciones por el Jugador Más Valioso de la Liga Americana el año pasado, ahora es un mentor para Mejía. Los Hermanos de Baní comparten más tiempo fuera de las prácticas de la Tribu -- Ramírez dice que él es el que conduce -- y con frecuencia realizan juntos sus entrenamientos diarios. Ramírez pasa por el vestidor de Mejía y le dice que lo acompañe a la jaula de bateo o a la sala de video.

"Siempre se la pasa por aquí", dijo Mejía con una sonrisa. "Voy y hago lo que él diga".

El joven cátcher ha valorado que jugadores veteranos como Ramírez y el también quisqueyano Edwin Encarnación lo han hecho sentir bienvenido en el equipo grande. Puede ser porque saben que el receptor de 22 años de edad está cerca de jugar en las Grandes Ligas. Mejía -- quien es el prospecto número 1 en la organización de Cleveland y el principal receptor en todo el béisbol, según MLB Pipeline, ha llamado mucho la atención.

"Tremendo bateador", así describió Ramírez a Mejía en el plato.

"Obviamente, todavía es joven", agregó el tercera base. "Todavía le falta madurar bastante y debe hacer algunos ajustes. Pero por lo que he visto, la verdad pienso que será uno de los mejores".

Mejía acaparó los titulares hace dos años, cuando el bateador ambidiestro tuvo una racha de 50 juegos con al menos un imparable entre Clase-A Lake County y Clase-Avanzada Lynchburg. Terminó aquella campaña bateando .342 con OPS de .896 en un total de 102 partidos. La temporada pasada, Mejía ascendió a Doble-A Akron y bateó .297, con porcentaje de embasarse de .346 y slugging de .490 con 14 cuadrangulares, 21 dobletes y 52 remolcadas en 92 encuentros antes de subir a Cleveland.

La Tribu cree que el bate de Mejía está lo suficientemente avanzado que el equipo probó al quisqueyano en la antesala durante la Liga Otoñal de Arizona para crearle más versatilidad. El conjunto piensa que puede ser un buen receptor en la Gran Carpa, pero Mejía está por debajo del puertorriqueño Roberto Pérez y Yan Gomes en la receptoría. Si hay manera de acelerar el ascenso de Mejía al equipo grande, los Indios quieren explorar cualquier alternativa.

"Está muy avanzado", señaló el dirigente de Cleveland, Terry Francona. "Por eso hemos contemplado un poco cambiarlo de posición. Eso no significa que no ha hecho un buen trabajo detrás del plato. El hecho es simplemente que, al menos de que ocurra algo en abril, mayo o junio, probablemente será nuestro mejor bateador en ligas menores".

Ramírez expresó que su consejo para Mejía en estos entrenamientos ha sido simple.

"No creo que vaya estar con el equipo grande cuando terminen los entrenamientos", indicó Ramírez. "Por eso mi consejo fue: No importa lo que suceda, debes mantener la frente en alto, sigue trabajando sin importar dónde estés jugando. Nunca sabes lo que puede pasar y las oportunidades que surjan".