Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

El Día de la Herencia Hispana le trae un sabor latino a Arizona

8 de septiembre de 2018

Los Arizona Diamondbacks unieron fuerzas con la Liga Mexicana del Pacífico este sábado por la tarde para deleitar a sus aficionados con una fiesta espectacular como parte de la tercera edición anual del Día de la Hispana en Chase Field.La calle Randy Johnson Way no solo estaba inundada de camisetas

Los Arizona Diamondbacks unieron fuerzas con la Liga Mexicana del Pacífico este sábado por la tarde para deleitar a sus aficionados con una fiesta espectacular como parte de la tercera edición anual del Día de la Hispana en Chase Field.
La calle Randy Johnson Way no solo estaba inundada de camisetas de los D-backs, sino que también con casacas de equipos como los Naranjeros de Hermosillo, Águilas de Mexicali y los Charros de Jalisco. Miles de fanáticos visitaron los kioscos de cada uno de los ocho conjuntos de la LMP, celebraron con micheladas y cantaron y bailaron al compás de música en vivo, danza folclórica y juegos para aficionados de todas las edades.
"Esta es una de los jornadas más emocionantes y festivas del año", dijo Josh Rawitch, Vicepresidente Senior de los D-backs. "Nosotros nos esmeramos por brindar el sabor de todos los países a Chase Field con la comida, la música, los bailarines y todo el ambiente de alegría que podemos disfrutar". Para el presidente de la Liga Mexicana del Pacífico Omar Canizales, este evento formó parte de un esfuerzo de intercambio de culturas para poder contar con un béisbol sin fronteras.
"Es un orgullo y una responsabilidad. Es un honor. Estamos haciendo un gran esfuerzo para ayudar a que una muy buena relación entre los D-backs y la Liga Mexicana del Pacífico siga creciendo", dijo Canizales.
"Los D-backs se dan cuenta que nos estamos esforzando por conectar con sus aficionados y en convertir a simpatizantes de la Liga Mexicana del Pacífico en fans de los Diamondbacks para que los D-backs sean un equipo cada vez más querido en México. Hay una gran afición que viene a apoyar al club de sus amores del otro lado de la frontera".
La tradición del Día de la Herencia Hispana habrá comenzado oficialmente en el 2016, pero sus raíces se abarcan al año 1996, mucho antes de que la franquicia siquiera ejecutara su primer lanzamiento.
"Todo comenzó en 1996, cuando nosotros le pedimos a las Grandes Ligas que incluya a los estados mexicanos de Sonora y Sinaloa al territorio del equipo", dijo Richard Sáenz, encargado de Relaciones Hispanas de los D-backs.
Sáenz no solo ha sabido ser una gran fuente de sabios consejos para el Presidente y CEO de los D-backs Derrick Hall, sino que también ha sido un embajador ejemplar cada vez que el equipo viaja al sur de la frontera para visitas de buena voluntad, anuncios y/o juegos. "Hay gente que vive en México, pero que está cerca y viene desde Culiacán, Nogales, Hermosillo y muchos otros lugares a apoyarnos. (El Día de la Herencia Hispana) es un éxito, y me siento muy contento por ello".
Ese éxito también se vio reflejado en Hermosillo esta semana cuando Hall estuvo junto a dos leyendas de los D-backs y campeones de la Serie Mundial como Luis González y el sonorense Erubiel Durazo para interactuar con la comunidad de Hermosillo y con niños de la Liga Unisón como parte de un tour de buena voluntad.
Simpatizantes como Javier Quiñonez, un fiel aficionado de los Naranjeros que se mudó a Arizona desde Hermosillo hace 16 años y dijo presente en las festividades del Día de la Herencia Hispana para apoyar ambos de sus equipos. Javier sueña con que el próximo gran jugador de los D-backs provenga de su ciudad natal.
"Me vine de Hermosillo a los 6 años, pero mi conexión con los Naranjeros también sigue intacta"
Dos pasiones, un solo corazón. De eso se trata el Día de la Herencia Hispana.