Globe iconLogin iconRecap iconSearch iconTickets icon
noticias

Noticias de Las Grandes Ligas

Brad Wilkerson, el "último Expo", está contento de apoyar a Vlad, junto a los fans de Montreal

LasMayores.com

COOPERSTOWN, Nueva York -- Los fanáticos de los Expos de Montreal, equipo que se convirtió en los Nacionales de Washington a partir del 2005, se han visto en cantidades tanto para la exaltación al Salón de la Fama del dominicano Pedro Martínez en el 2015 como la de su compatriota Vladimir Guerrero este fin de semana.

A unas cuatro horas y media del pueblo de Cooperstown, Montreal aún cuenta con una fuerte parte de su población que anhela ver el béisbol de Grandes Ligas de vuelta en la ciudad canadiense y así lo han expresado aquí.

COOPERSTOWN, Nueva York -- Los fanáticos de los Expos de Montreal, equipo que se convirtió en los Nacionales de Washington a partir del 2005, se han visto en cantidades tanto para la exaltación al Salón de la Fama del dominicano Pedro Martínez en el 2015 como la de su compatriota Vladimir Guerrero este fin de semana.

A unas cuatro horas y media del pueblo de Cooperstown, Montreal aún cuenta con una fuerte parte de su población que anhela ver el béisbol de Grandes Ligas de vuelta en la ciudad canadiense y así lo han expresado aquí.

En ocasión de la exaltación de Guerrero, la Fundación de los Expos dijo presente en la calle principal de Cooperstown, acompañada por el ex jugador del equipo y ex compañero del "Vladi", Brad Wilkerson.

"Estamos aquí también para apoyar a Vladi", dijo Wilkerson, quien jugó los primeros cuatro años de su carrera de ocho temporadas en las Mayores con los Expos (más uno con los Nacionales). "Ha sido bien bueno ver a tantos fans de los Expos aquí, estando tan cerca de Montreal".

"EL MEJOR PELOTERO CON EL QUE JUGUÉ"
Wilkerson, un jardinero y primera base que dio 122 jonrones en las Mayores con los Expos/Nacionales, Rangers, Marineros y Azulejos, califica a Guerrero como "el mejor pelotero con el que jugué".

Cuenta Wilkerson que entre las tantas cosas para el recuerdo que vio hacer Guerrero, jamás olvidará un partido en el 2003 entre los Padres y los Expos en el Estadio Olímpico de Montreal. En esa ocasión, con Wilkerson en segunda, Guerrero vio seis rectas seguidas de unas 96, 97 millas por hora de parte del derecho Jaret Wright. El séptimo pitcheo fue un lanzamiento rompiente que Vladimir envió por encima de las gradas del jardín izquierdo.

"¿Acabas de ver seis rectas en fila y le das al primer pitcheo rompiente que ves por encima de las gradas? Eso es increíble. Eso demostró claramente la clase de pelotero que era", dijo Wilkerson con una sonrisa.

Fue ésa y otras hazañas de Guerrero que vio Wilkerson con tanta frecuencia del 2001 al 2003, antes de que el dominicano firmara como agente libre con los Angelinos.

"Fue un jugador increíble y siempre me llamó la atención la forma en que hacía las cosas todos los días", dijo el oriundo del estado de Kentucky. "Llegaba al estadio y jugaba duro todos los días. Obviamente, el talento era bien bueno y por eso está aquí. Fue algo grande verlo día tras día y las cosas increíbles que hacía. Algunas de esas cosas son increíbles de recrear. Cuando los lanzadores trataban de lanzarle bolas fuera de la zona, él les daba a ésas también".

CREE EN MONTREAL COMO SEDE DE GRANDES LIGAS
Después de que los Expos jugaron su última temporada en Montreal en el 2004, Wilkerson representó al equipo en la Serie de Japón en noviembre de dicho año. Por eso es conocido como el "último Expo", bien querido entre la fanaticada de Montreal.

"Es una gran ciudad y el último día fue bien emotivo. Cuando una gran ciudad como Montreal pierde un equipo, es bien emotivo", dijo Wilkerson. "Me pasé los primeros cuatro años de mi carrera allí y fueron los Expos que me dieron mi primera oportunidad. Me encantaría ver el béisbol de regreso en Montreal".

¿Quedó Wilkerson decepcionado de ver a Guerrero decidir entrar al Salón con la gorra de los Angelinos, en vez de la de los Expos?

"Al principio sí, pero de cualquier manera todo el mundo sabe que él pertenece a la familia de Montreal y sus fanáticos", expresó. "Todo el mundo en Montreal lo sigue queriendo".